Editoriales

¡A la mierda con la policía de lxs cuerpxs!

María Belén Marón

Al colegio Nacional José María Paz llegué corriendo porque tenía miedo de perderme, el lugar  era enorme y no encontraba el aula que correspondía al taller que había marcado un día antes en la grilla del ENM.

Me senté y escuché. Me nutrí, me reí y también lloré, era un taller donde se pensaba a la gordura de un modo distinto, desafiar el pensamiento hegemónico que considera a la gordura como algo malo, como algo erradicado, como algo patológico.

“Yo les agradezco por estar acá, para nosotrxs es muy importantes que nos acompañen, es la  primera vez en la historia de los encuentro que se desarrolla un taller de activismo gordx ”, destaca emocionada Ana Larriel, coordinadora del taller.

En un abrir y cerrar de mochilas el aula se llenó, las experiencias iban aumentando y el abrazo se profundizaba con el correr de las vivencias, cada historia compartida tenían denominadores en común: violencia, estigmatización, fetichización.

El devenir del taller estuvo marcado por los relatos en primera persona de lxs participantes: “Me traería a mi mamá, ella es profesora de Cross Fitt y nunca me dejó ser libre, siempre quería una delgadez con recetas mágicas para llegar a cuerpos de fantasía. Hoy soy una gorda feliz, y eso me llena de orgullo”, destacaban.

El activismo gordx llegó con fuerza para instalarse en la agenda del encuentro, para instalar los debates y para seguir abrigando desventuras y angustias exorcizadas.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s